A una semana de haber ingresado al quirófano para la cirugía de separación, lo hermanos Samuel y Ezequiel Núñez regresarán a sala de operaciones.

La directora del Hospital Nacional de Niños, Olga Arguedas, dijo que los ex siameses se han mantenido relativamente estables.

 

Los menores han mostrado pequeñas señales de mejoría desde el jueves tras el cambio de la sedación. Sin embargo los médicos reconocen que aún están en una etapa de riesgo.

De momento los niños permanecen en la unidad de cuidados intensivos.