El Ministerio de Comercio Exterior de Costa Rica manifestó su rechazo al anuncio del presidente estadounidense, Donald Trump, sobre la aplicación de un gravamen de hasta 25% en las importaciones de acero del país.

El Ministro de esta cartera, Alexander Mora, aseguró que ya presentaron sus quejas y asegura que la medida es ilegitima.

 

El jerarca de Comex también dijo que están estudiando el marco jurídico sobre el que EE.UU se apoyaría para aplicar estos impuestos, y detalló las dos vías sobre que usará Costa Rica para defenderse.

 

Aun así el Ministro costarricense descarta que este sea el inicio de una guerra comercial que pueda extenderse a otros productos.

 

El Ministro tico aseguró que en ninguna medida Costa Rica podría considerarse una amenaza para los productores locales de Estados Unidos.

De los $317 millones anuales que importa en acero el país de Donald Trump, Costa Rica no representa ni el 1%. Durante todo el 2017 los exportadores ticos vendieron acero por el orden de los $36 millones al mercado estadounidense.