A poco más de una semana de recuperación, los exsiameses Samuel y Ezequiel siguen mostrando señales de mejoría.

De acuerdo con la directora del Hospital Nacional de Niños, Olga Arguedas, Ezequiel ya no requiere ventilación artificial.

 

Por otra parte Samuel ha dado indicios de actividad neurológica. El pequeño ya mueve sus extremidades.

 

Durante el fin de semana los menores permanecieron relativamente estables. Esto permitió que los doctores iniciaran con el tratamiento fisioterapéutico.