Redes Sociales Columbia
EN VIVO

El país se integrará por primera vez como miembro del Consejo Internacional de Investigación en Fusión, con el objetivo de trabajar en el desarrollo de la fusión nuclear controlada y sus aplicaciones, informó hoy una fuente académica.

El estatal Instituto Tecnológico de Costa Rica (TEC) indicó que el doctor en física de plasmas y fusión nuclear, Iván Vargas Blanco, representará al país en el consejo científico.

Según el experto, la investigación en fusión nuclear tiene por objetivo una nueva fuente de energía renovable, segura, limpia y respetuosa del medio ambiente, que utiliza el hidrógeno (el elemento más abundante del universo) en vez de materiales radiactivos como los reactores de fisión nuclear convencionales.

"Este nombramiento es un reconocimiento al posicionamiento internacional que ha logrado Costa Rica, a través del TEC en investigación de la fusión nuclear controlada y sus aplicaciones mediante las actividades científicas en los dispositivos experimentales Stellarator SCR-1 y Tokamak esférico MEDUSA-CR", dijo Vargas.

Los dispositivos Tokamaks y Stellarators calientan el plasma y lo confinan magnéticamente, permitiendo iniciar procesos nucleares controlados entre los isótopos del hidrógeno llamados Deuterio y Tritio, explicó el científico.

Los estudios revelan que un gramo de hidrógeno en estos dispositivos produciría 26.000 kilovatio-hora, energía suficiente para 80 casas en Costa Rica en un mes, convirtiendo esta tecnología en la mejor opción actualmente conocida para abastecer la demanda energética futura de la humanidad.

El nombramiento fue realizado por el director general del Organismo Internacional de Energía Atómica (OIEA), Yukiya Amano, por la participación activa de Vargas en investigación en fusión nuclear y sus aplicaciones, así como tener amplias responsabilidades para los programas de dicha investigación.

Vargas, quien es el actual coordinador del Laboratorio de Plasmas para Energía de Fusión y Aplicaciones del TEC, formará parte de los miembros del Consejo que son nombrados por cuatro años, con posibilidad de ser reelegidos.

Cada integrante desempeñará sus funciones a título individual desde su país y una vez al año se reunirán.