Al menos cuatro semanas deberán pasar para que se atienda un parto en el Hospital Calderón Guardia. Esto debido a la decisión de la Caja Costarricense de Seguro Social de ampliar el cierre del servicio de maternidad, una vez más.

De acuerdo con las autoridades médicas la medida se tomó para cumplir con un plan de mejora solicitado por el Ministerio de Salud.

Lo confirma el director a.i del Calderón Guardia, Pedro Pereira.

 

Pereira dijo que las obras de infraestructura que se requieren son las que obligan a prolongar el cierre por un mes más.

 

Este cierre se mantiene desde el pasado 13 de diciembre ante la detección de la bacteria serratia liquefaciens.

El director del centro médico aseguró que el brote está controlado.

 

La gerente médica de la CCSS, María Eugenia Villalta, dijo que los partos correspondientes al Calderón Guardia seguirán siendo referidos a otros establecimientos de la institución.

 

De acuerdo con la Caja la reapertura  del servicio se efectuará en coordinación con el Ministerio de Salud, una vez que se valoren los trabajos realizados.