Elegir Radio
Radio
Radio Columbia Costa Rica

Elegir Radio
Radio
Radio Columbia Costa Rica

Portada » Así se arma el complejo rompecabezas de 1000 piezas para llevar a Limón un nuevo club

Así se arma el complejo rompecabezas de 1000 piezas para llevar a Limón un nuevo club

by Jose Pablo Alfaro

Dos exdirigentes caribeños “mordidos” por el descenso y la desaparición de Limón FC salieron en busca de una franquicia que quisiera migrar y relanzarse en el Caribe. Así surgió un proyecto que está a punto de ‘cocinarse’ y tendría nuevo uniforme, nombre y otros colores. Y también, una cara conocida.

Celso Gamboa, expresidente de Limón, formaría parte del nuevo proyecto de llevar un equipo al Caribe. Fotografía: Twitter Celso Gamboa.

En principio, llevar un nuevo equipo al Caribe se veía tan complejo como armar un rompecabezas de 1000 piezas,  todas esparcidas y revueltas, sin una imagen al menos preliminar que permitiera comprender si realmente era posible, o solo una ilusión ingenua. 

Con la extinción de Limón FC, sumido en una deuda de más de 100 millones de colones con la CCSS, el cantón central de la provincia se quedó sin un representativo y, en especial, sin el ‘nido’ para criar, desarrollar y exhibir a todos los talentos que se forjan en el Caribe.

Sin embargo, dos exdirigentes limonenses con ‘sangre en el ojo’, luego de sufrir en carne propia durante su administración el descenso del equipo, se ‘amarraron las mangas’ y salieron a tocar puertas en busca de una franquicia dispuesta a trasladar sus operaciones.

Al parecer, el rompecabezas de 1000 piezas ya está casi armado.

Se reunieron con equipos de Primera y la Liga de Ascenso, hasta que el empresario Juan Carlos Garita, dueño de la franquicia de Marineros de Puntarenas, les ‘compró la idea’ y, hoy en día’, este equipo estaría muy cerca de partir hacia Limón.

Aunque todavía el acuerdo no está cerrado por completo, las posibilidades son grandes. De darse, el plantel volcaría toda su estrategia a crear un club con identidad limonense. 

Se trata del expresidente y abogado, Celso Gamboa, y el exencargado de comunicación y mercadeo, Cristian Williams. Ambos muy involucrados con el fútbol en la provincia, reconocen que “se mordieron” con el descenso y salieron a buscar soluciones.

“Dimos todas las condiciones para que el equipo no descendiera. Claro que estamos mordidos, pero ahora estamos por el camino de no buscar culpables”, afirmó Williams. 

A pesar de que, en su momento, a esta dirigencia se le cuestionaron los resultados deportivos y el posterior descenso, Williams insiste en que en lo dirigencial, la gestión del torneo previo a bajar de categoría fue muy buena.

Afirma que no había salarios atrasados ni desordenes administrativos como sucedía anterioriormente. Además, llevaron dos jugadores a la ‘Sele’ Mayor y cinco a las menores.

Al final, cuando el club bajó a Segunda era imposible sostenerlo, pues no se podían solventar las deudas acumuladas, como sí ocurría en Primera, a partir de los patrocinios y los derechos de transmisión de televisión, mucho más elevados en esta división.

OTRA FRANQUICIA

Con la extinción de Limón FC, la única alternativa era buscar otra opción y a Garita le sonó la posibilidad de emigrar al Caribe.

Como Puntarenas ya tiene un club representativo, el ‘PFC’, era difícil incrementar los ingresos y, en especial, tener una afición que los respaldara.

Además, en este nuevo proyecto le brindarían apoyo comercial. Gamboa se convertiría en una especie de socio, le ayudarían a buscar patrocinadores y a acercarse al Consejo de Deportes para solicitar el préstamo del estadio Juan Gobán, que sería la sede.

Williams se encargaría del área de comunicación y mercadeo y el exgerente de Sporting, Bertony Robinson, estaría de cerca en el área deportiva.

Además, hablarían con jugadores de la zona, como Alexander ‘Rata’ Espinoza, Marvin Esquivel y Froylán Alfaro para que se unan a la plantilla a partir del próximo semestre.

Cambio de nombre. Pero, ¿cómo conseguiría este nuevo proyecto que se involucren los limonenses?

Ciertamente, habría un cambio de nombre, pues dejaría de llamarse ‘Marineros’ y, por el momento, se desconoce el nuevo nombre.

Se modificaría el uniforme, aunque tampoco sería verde, como el antiguo club. La idea es que los colores reflejen la identidad de la provincia, pero no del anterior equipo.

Estos serían los colores que llevaría el nuevo uniforme del equipo caribeño.

El objetivo es que la sede sea el estadio Juan Gobán y para eso realizan los trámites necesarios para que les presten el inmueble a partir del próximo semestre.

También trabajarían para abrir distintas categorías de fuerzas básicas.

Adicionalmente, ya han tenido acercamientos con patrocionadores y socios comerciales.

Eso sí, Williams explicó que antes de ejecutar un plan, la idea es cerciorarse de que la afición muestre interés y establecer bases firmes para que sea un proyecto sólido.

“Queremos ver la aceptación de la afición. Queremos llevar el equipo a jugar allá, pero sino encontramos apoyo, no vamos a llevar a un equipo despreciado. Y estamos haciendo un estudio de mercado para que no nos pase como a Limón FC”, concluyó.

Sí, Limón podría tener equipo; distinto, nuevo, con otros colores, pero la misma premisa: Que el talento de la provincia pueda tener una vitrina para mostrarse.

Por ahora, faltan algunas piezas por acomodar en el nuevo rompecabezas caribeño.

Related Posts

Leave a Comment

@2022 – Todos los Derechos Reservados. Diseñado y Desarrollado por Wolksoftware