Disfrute de los 98.7FM de Radio Columbia

Lopetegui dice que no tiene "una espina clavada" con el Real Madrid

Julen Lopetegui, entrenador del Sevilla, aseguró que no tiene una "espina clavada" con el Real Madrid, tras su breve paso por el banquillo madridista y al que ahora se enfrenta con media Liga en juego.

Lea también: ¡Barcelona y Atlético le dejaron la mesa servida al Real Madrid! Sevilla tiene la palabra



Lopetegui, contratado justo antes del Mundial de Rusia 2018 -lo que le costó el despido de la selección española- no pudo completar su primera temporada con el club blanco, pero asegura que no es algo que tenga en cuenta a la hora de afrontar este domingo un partido que puede ser decisivo. "No hay una espina clavada ante el Madrid, porque "no miro nunca para atrás", afirmó en la rueda de prensa previa al choque.



Tras una última sesión en la Ciudad Deportiva sevillista, Lopetegui destacó este sábado que espera un encuentro de altísima exigencia, "como siempre que se juega contra el Real Madrid", y esta vez con "el matiz" añadido de que "cada vez queda menos tiempo" de competición "y cada partido es casi definitivo".



El técnico vasco, con pasado madridista como jugador y entrenador, calificó al Real Madrid como "un grandísimo equipo, con un gran entrenador", Zinedine Zidane, y frente al que pretende explotar la ventaja de "no haber jugado entre semana".



Admitió que este hecho le ha "dado más tiempo para recuperar" al Sevilla, a pesar de que existen "molestias en algunos jugadores" que espera que "se puedan solventar".



Aunque la derrota del lunes frente al Athletic (0-1) minimizó las opciones sevillistas al título de Liga, el guipuzcoano aseguró que "el vestuario está con muchísimas ganas e ilusión", ya que pueden "superar lo hecho el año pasado", cuando el Sevilla fue cuarto, y "se ha hecho una temporada importante" que buscan "terminarla bien".



"Estamos donde estamos tras hacer un año muy bueno a pesar de las dificultades. Nadie nos ha relegado nada. A falta de cuatro partidos, no hay más ambición de jugar un partido precioso. No hay mayor aliciente, no hay otra motivación", insistió.



El técnico sevillista, que deberá permanecer en la grada ya que está sancionado por acumulación de amonestaciones, no tiene "nada que decir de la designación del árbitro", el valenciano Martínez Munuera, el mismo que dirigió a madridistas y sevillistas la pasada temporada con polémica por un gol anulado a su equipo, ya que "Velasco Carballo (presidente del Comité Técnico de Árbitros) designa al que considera mejor" e "intentará hacer las cosas bien", por lo que le deseó "suerte".