Disfrute de los 98.7FM de Radio Columbia

Marín: ''Con ese 5-4-1 Costa Rica se ve un poco más sólida, se ve un poco mejor''

Mientras los ticos llegan al juego de este domingo después de un empate sufrido de visita frente a los hondureños, los cuscatlecos arribaron al país exaltados de alegría después de la luchada victoria alcanzada en su casa contra Panamá.

Lea también: ''Para nosotros, que no somos nada, es una motivación jugar contra Costa Rica"

No queda más que un solo camino, vencer a la selección de El Salvador en el estadio Nacional. El marcador es lo mínimo. Se trata de alcanzar el resultado. Ganar los tres puntos, para potenciar el empate en Honduras y que La Tricolor comience a ganar espacios hacia los primeros lugares.

Los ticos suman un total de tres unidades después de jugar cuatro partidos. Se perdieron en el camino nueve puntos, que son irrecuperables, pero se podría llegar a seis unidades, siempre y cuando se alcance la victoria frente a La Selecta.

El exdirector técnico de Liga Deportiva Alajuelense Luis Antonio Marín fue enfático a la hora de ser abordado por Columbia y consideró la relevancia de hacer valer la localía.

“Hay que hacer valer la localía, verdad, porque ya le has quitado dos puntos a Panamá, dos puntos a Honduras, pero hay que hacer valer eso de local”, comentó Luis Antonio Marín.

“Yo creo que el partido ante El Salvador será un juego que hay que ganar sí o sí para tener aspiraciones de clasificar”, ratificó Marín, quien fue asistente técnico de Jorge Luis Pinto en Brasil 2014 y Oscar Ramírez en Rusia 2018.

El extimonel Manudo ratificó en su comentario que lo que hizo ver mejor La Tricolor fue el cambio de sistema, ya que se generó más confianza en los defensores y mejoró el llevado del balón hacia la parte delantera.

“Diría que la selección con ese sistema 5-4-1 se ve un poco más sólida, se ve un poco mejor”, confirmó el estratega, quien no solo fue jugador tricolor, si no, asistente técnico.

Lo que debe preocupar es que solo se pudo controlar el juego poco más de media hora, para después caer en picada, alcanzando un punto a costa de defenderse todo el resto del cotejo.

“Pero sí está claro que el seleccionado solo pudo jugar unos 30 o 35 minutos donde tuvo un poquito más la pelota, donde tuvo un mayor control del partido, pero que no le alcanzó porque después de ahí lo perdió y fue atacado fuertemente por Honduras”, amplió Marín.

“Como dije anteriormente lo más positivo es el resultado”, ratificó el estratega Luis Antonio Marín. Pero estos resultados de visita hay que hacerlos valer ganando de local”.