Disfrute de los 98.7FM de Radio Columbia

Michael Soto: “Pareciera que es delincuencia local… es probable que exista un vínculo con oficiales nuestros”

El ministro de Seguridad insiste en que se va a investigar lo sucedido el sábado en la Academia de Policía en Pococí, Limón donde un grupo de asaltante se logró llevar armas de fuego y equipo.

El jerarca dice que los asaltantes conocían bien el lugar por lo que se sospecha que las personas obtuvieron información de algún funcionario.

Luego de un intenso operativo en la zona entre el sábado y este domingo, la Fuerza Pública y el Organismo de Investigación Judicial (OIJ) localizaron las armas y detuvieron a tres personas.

El director de la Policía, Daniel Calderón dijo que las primeras horas fueron cruciales para dar con los delincuentes y los insumos, que estaban a unos tres o cuatro kilómetros de la academia, en La Rita de Pococí.

El ministro Soto reconoció que hubo debilidades en el entorno para que se diera este hecho, por lo que aseguró que se deben tomar acciones para que no vuelva a suceder algo similar.

Sobre este aspecto, el criminólogo Gerardo Castaing explicó cuál es la forma correcta para resguardar armas en cualquier institución pública.

Castaign agregó que hubo fallas importantes por parte de entes vigilantes por el uso y resguardo correcto de las armas empezando por la supervisión de la academia, del departamento de Armamento y del departamento de Control de Armas y Explosivos.

El experto comparte la teoría de que quienes ingresaron ya conocían el lugar previamente, además recordó la importancia de tener un control estricto de las personas que son contratadas para cualquier tipo de trabajo en lugares como este, pues podrían aprovechar para planificar un hecho delictivo.

El OIJ continúa trabajando para determinar si se pudieron encontrar todas las armas y equipo.

Según el Ministerio de Seguridad, los delincuentes se llevaron 25 armas, seis chalecos, tres radios de comunicación interna de la academia además de cargadores y municiones.